Medios, mercados y política

sanfelipensesBasta con que un medio mejore para que mejore el mercado de los medios de comunicación, basta con que un medio se caiga para que el pesimismo recorra a varios espacios editoriales; sin embargo, ya se puede hablar de mejoras que antes no se tenían gracias a la era digital, pero también a los avances en los medios tradicionales como son los impreso.Aquí caben dos reflexiones. Desde el punto de vista de los periodistas que buscan llegar a un mayor número de lectores, se vale salir en blanco y negro, en una página o en un blog, en las redes sociales, con tal de abaratar costos, pues la idea es INFORMAR.
Pero desde el punto de vista de las instituciones que buscan difundir sus acciones y programas mostrando a la gente lo que hacen en el día a día, es obligatorio el color, el diseño profesional y la calidad, difundir las acciones en blanco y negro es como aceptar que se es parte de un gobierno gris, de una institución sin identidad condenada a la intrascendencia visual, pues de entrada los lectores ya no distinguen la imagen institucional.
Y posteriormente, hay que mencionar que muchas batallas costó a las fuerzas políticas asumir sus colores distintivos, desde el tricolor, hasta el blanquiazul, o el amarillo y negro, o el rojo con estrella o el simplemente verde. Ahora imagíneselos peleando por tonos de gris claro, gris obscuro o blanco y negro.
Hay algunos ejemplos de cambios de mercado que quisiera compartirles. Hasta hace algunos meses trabaje en un periódico que generó un cambio en la zona norte del Estado de México, sin proponérselo, pero lo hizo. En un tiempo en el que los medios impresos llegaban a esta zona con 10 o 5 ejemplares, empezó a distribuir 300, 400 y 500 ejemplares por municipio, lo que superó por mucho a los demás medios que se vieron obligados a competir.
Las áreas de comunicación de la zona empezaron a pedir como requisito a varios medios cumplir con lo que ya era una necesidad, entregar o distribuir por lo menos 300 ejemplares, ya fuera en un evento o directamente en el palacio municipal, para su distribución posterior o el mismo día de la publicación.
Al principio hubo quienes no tenían la intención de cumplir con este requisito, por lo que muchos dejaron de circular en la zona norte, los más idóneos permanecieron y semana a semana crecieron su tiraje, al grado de que hoy siguen llegando a los lectores de esa región mexiquense. Ese cambio lleva vigente, dos trienios y sigue fortaleciéndose la idea de pedir mayor circulación a los medios.
Hoy va creciendo otro fenómeno no solo en dicha zona sino en todo el Estado de México y en el país: poder ofrecer publicaciones a color, de unos años para acá, los medios impresos se han visto en la necesidad de poner color a su portada y contraportada y también a las páginas centrales, el caso más emblemático a nivel nacional es La Jornada que fue el último periódico nacional que cambio del blanco y negro al color, cumpliendo ya casi una década con esa política.
El cambio a color de la portada sin duda es por mejorar la presentación del medio, la impresión de las páginas centrales a color es un mero esquema técnico, pues en las imprentas da igual poner los cuatro colores a la portada que a dichas páginas sin un costo adicional.
Este esfuerzo de sacar una publicación totalmente a color ha obligado a que periódicos que tenían más de 15 años circulando en blanco y negro hoy estén trabajando para por lo menos ponerle color a su portada y sus páginas centrales. Es obvio que los medios informativos pueden seguir saliendo en escala de grises, pero los que pretenden ser favorecidos con la publicidad institucional, están intentando la migración.
Si las oficinas de prensa y difusión se mantienen en esta línea de exigir calidad y color, se habrá concretado otro cambio en los mercados editoriales y de medios impresos estatales, regionales y posiblemente, veamos más lectores animados a buscar esta calidad también en el contenido.

PARA EL CUADERNO DE POLÍTICA… Las constantes visitas del presidente Enrique Peña Nieto al municipio de San Felipe del Progreso se han entendido como un fuerte respaldo al grupo San Felipe que encabeza, Javier Jerónimo Apolonio, además de que sigue siendo un espaldarazo para las acciones y gestiones del edil, Abraham Monroy Esquivel, quien ha sido uno de los presidentes priístas más favorecidos por la Cruzada Nacional contra el Hambre, al grado de que los resultados y cambios en los indicadores son destacables.
Cabe mencionar que el último evento realizado en San Felipe del Progreso se iba a cambiar de última hora a una localidad del estado de Chiapas, pero por cuestiones de logística se retomó la sede en el norte del Estado de México donde el presidente de la República lució su cercanía con el grupo San Felipe incluido el presidente municipal electo, Olegario Romero.
Así las cosas San Felipe del Progreso vive su auge y posiblemente permanezca un trienio más hasta el 2018, donde tanto el periodo municipal como el presidencial culminarán.

PARA LA AGENDA NACIONAL… La anulación de la elección de gobernador en Colima, confirma que las negociaciones entre el gobierno federal y el ex dirigente del PAN, Gustavo Madero no han concluido y tendrá varios capítulos posteriores antes de que termine el sexenio de Peña Nieto, pues el panista Jorge Luis Preciado Rodríguez, es gente cercana ahora al sistema que tratará de impulsarlo como futuro gobernador, dado que el otro candidato priísta ya se gastó el dinero festejando el triunfo que le acaban de arrebatar.
Este episodio en tribunales ha venido a darle esperanzas a Juan Rodolfo Sánchez Gómez en su batalla de legal por Toluca y aunque no haya similitudes entre una contienda por la gubernatura y una en la capital mexiquense, el ex candidato ha compartido con gusto la noticia a través de las redes sociales, pues dicha anulación favorece mucho a los azules, pues pudiera ser la primer gubernatura que ganen en el 2016.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *