Rinde homenaje la legislatura mexiquense a Andrés Molina Enríquez

A 150 años del natalicio de Andrés Molina Enríquez, la 60 Legislatura del Estado de México rindió homenaje al abogado, profesor, sociólogo, etnólogo, político, escritor e intelectual originario de Jilotepec, que luchó por consagrar la igualdad, el bienestar común, la libertad y la justicia, aseguró el diputado Marlon Martínez Martínez (PRI).

El legado de Andrés Molina en materia de justicia agraria quedó plasmado en el artículo 27 de nuestra Carta Magna, señaló el diputado, pues fue el encargado de redactar, en 1917, el proyecto del Artículo 27 Constitucional por instrucciones de Venustiano Carranza para ser presentado al Congreso Constituyente.

Andrés Molina Enríquez, nacido el 30 de noviembre de 1868, fue defensor de los derechos de los campesinos y de la libertad de expresión, aseguró el legislador, destacando por su patriotismo que lo llevó a consolidar en las leyes un pensamiento de justicia social y respeto a la soberanía nacional.  

Molina Enríquez, con su libro ‘Los grandes problemas nacionales’, tuvo una gran repercusión en la transformación político social y agraria del México revolucionario, ya que advirtió que los principales obstáculos para el desarrollo del país eran los altos niveles de pobreza, la concentración de las tierras en muy pocas manos y la exclusión de la población indígena, temas precursores de la lucha revolucionaria, explicó el diputado.

El legislador reconoció, además, que para muchos académicos nacionales y extranjeros la obra literaria de Molina Enríquez representó el inicio de los estudios sociológicos en México, llegando a ser considerada como ‘la Biblia de la Revolución’, y haciéndolo merecedor de títulos como ‘el precursor de la Revolución’, ‘el sociólogo de la Revolución’ o ‘el Juan Jacobo Rousseau de la Revolución Mexicana’.

 Por lo anterior, aseguró que corresponde a los diputados legislar y dar continuidad a su obra, para apoyar al campo y a sus productores, dotarlos de herramientas y tecnologías, acercar insumos que incrementen su productividad, brindar preparación y capacitación que hagan eficiente su trabajo y atraer mercados para la comercialización directa de sus productos.

Por su parte, la diputada María Luisa Mendoza Mondragón, del PVEM, señaló que Molina Enríquez destacó por adentrarse en el conocimiento de los problemas de la tenencia de la tierra y de las injusticias y despojos que se cometían contra los campesinos, así como por su oposición al latifundismo y a los cacicazgos, por lo que fue considerado el padre de la Reforma Agraria.

En ese contexto, pidió voltear la atención al campo mexiquense que se encuentra en situación de abandono y rezago, frenado por la pobreza, la exclusión, la marginación y la desigualdad, por lo que invitó al Congreso a trabajar conjuntamente con el Gobierno para reivindicar los derechos agrarios, los derechos de las comunidades indígenas, los derechos de la tierra y la propiedad.

Asimismo, destacó la importancia de legislar en materia de desarrollo agropecuario y forestal, tomando en cuenta la opinión de los productores, para hacer al campo mexiquense más productivo y competitivo y multiplicar las oportunidades de bienestar para los productores y sus familias. “El mayor homenaje que podemos hacer a Andrés Molina es continuar con sus ideales y velar por la igualdad social”, señaló.

Aseguró que el rescate del campo, es la única alternativa para lograr la seguridad y autosuficiencia alimentaria, y para establecer las condiciones necesarias para reducir la pobreza rural y la inequidad social, así como reactivar la economía.

También, el diputado Max Agustín Correa Hernández dijo que en el Plan de Ayala Siglo XXI quedó plasmado como compromiso del próximo presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador con campesinos e indígenas y aseguró que “será un gobierno que le servirá al campo y a los campesinos”.

CONMEMORAN LEGISLADORES EL PLAN DE AYALA

“Todos los que seamos partidarios verdaderos de la igualdad debemos luchar por un México con empleo para todos, salario remunerador, aplicación del gasto público a los más necesitados y una política fiscal progresiva”, sostuvo el diputado Telésforo García Carreón, del PRI, al presentar un posicionamiento en el marco del 107 aniversario de la promulgación del Plan de Ayala.

El diputado priista explicó que El Plan de Ayala, promulgado un año después del inicio de la Revolución Mexicana, planteaba reivindicaciones igualitarias y se pronunciaba en contra del exceso de concentración de la riqueza; desconocía el gobierno del presidente Francisco I. Madero y reconocía como jefe de la Revolución Libertadora al General Pascual Orozco, solicitaba la devolución de las tierras de las que fueron despojados los campesinos y exigía el cumplimiento del Plan de San Luis Potosí.

Las reivindicaciones sociales y agrarias del Plan de Ayala fueron recogidas parcialmente por el Constituyente de Querétaro y quedaron plasmadas en la Constitución de 1917, indicó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *