Laboratorio de Supercómputo de UAEM desarrolla investigación de vanguardia

  • Es este espacio universitario se trabajan proyectos relacionados con la elaboración de fármacos, el análisis de antídotos contra el veneno de serpiente y la extracción de gas, entre otros.

Toluca, Méx.- Con la capacidad para procesar y simular la interacción de hasta 20 mil moléculas, el Laboratorio de Supercómputo de la Facultad de Ciencias de la Universidad Autónoma del Estado de México contribuye al desarrollo de trabajos experimentales que permiten predecir fenómenos naturales, sostuvo el coordinador de la Licenciatura en Física, Benjamín Ibarra Tandi.

El experto de la Autónoma mexiquense detalló que en este espacio universitario se desarrollan pruebas para conocer el comportamiento del clatrato, conocido también como hielo combustible.

“Se trata de metano encapsulado entre moléculas de hielo, que a bajas temperaturas y alta presión, condiciones que se cumplen, por ejemplo, en las profundidades marinas, tapa los ductos durante la extracción de crudo”.

Indicó que para proponer soluciones ante problemáticas como ésta, el claustro docente de la Facultad de Ciencias de la UAEM, que labora en el Laboratorio de Supercómputo, genera proyectos conjuntos de carácter nacional e internacional, mediante el establecimiento de relaciones institucionales con la Universidad Autónoma Metropolitana, el Imperial College London, la Delaware Valley University y el Centro de Física Teórica y Computacional de la Universidad de Lisboa.            Destacó que en el Laboratorio de Supercómputo de la Autónoma mexiquense se trabajan proyectos de investigación relacionados con la elaboración de fármacos, el análisis de antídotos contra el veneno de serpiente y la extracción de gas, entre otros.

En estos trabajos, precisó Benjamín Ibarra Tandi, se busca integrar a estudiantes para que desarrollen su tesis de maestría o doctorado sobre uno de los principales problemas de la teoría de fluidos, es decir, reproducir adecuadamente propiedades termofísicas a partir de información microscópica. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *